Para cuantificar cualquier magnitud física necesitamos que ésta tenga asociada una unidad de medida. Por ejemplo, la longitud se mide en metros y el tiempo se mide en segundos.

unidad de medidaEl ser humano ha ido creando diferentes unidades de medida a lo largo de la historia según sus necesidades, por lo que es frecuente que se usen diferentes unidades de medida para una misma magnitud física: además de en metros, la longitud puede medirse en pies o en pulgadas, y la masa se puede medir en gramos o libras, por ejemplo. Desde luego, esto puede ser muy confuso. Además, muchas veces se usaban partes del cuerpo humano u objetos cotidianos para definir las unidades, lo cual convertía las medidas en algo muy subjetivo: ¡está claro que un pie no es lo mismo para una persona que calza un 37 que para otra con un 44! Esto se convertía en un problema a la hora de comerciar, por ejemplo, ya que era difícil ponerse de acuerdo sobre las cantidades con las que se estaba comerciando.

Estaba claro que se necesitaba una única unidad para cada magnitud física (un sistema métrico), y que estas unidades estuvieran definidas de una manera precisa.

Actualmente, la Oficina Internacional de Pesos y Medidas es el organismo que vela porque esto sea así, y el sistema métrico que utiliza es el Sistema Internacional de Unidades (SI), que define siete unidades básicas:

  • La longitud se mide en metros (m)

  • El tiempo se mide en segundos (s)

  • La masa se mide en kilogramos (kg)

  • La intensidad de la corriente eléctrica se mide en amperios (A)

  • La temperatura se mide en grados kelvin (K)

  • La cantidad de una sustancia se mide en moles (mol)

  • La intensidad luminosa se mide en candelas (cd)

Excepto el kilogramo, todas estas unidades se definen en base a constantes físicas naturales. Por ejemplo, el metro se define como la distancia que recorre la luz en el vacío durante un intervalo de tiempo de 1/299 792 458 segundos.

El kilogramo es la única unidad que está definida en base a un objeto físico: un patrón de platino e iridio guardado en una caja fuerte de la Oficina Internacional de Pesos y Medidas. Pero esto cambiará el 20 de mayo de 2019: a partir de entonces, el kilogramo se definirá en base a la constante de Planck. Aunque esto no nos afectará a la hora de ir a comprar melocotones a la frutería, será un acontecimiento muy importante para muchos campos de la ciencia y la ingeniería, ya que podrán establecer medidas mucho más precisas y fiables. Además, en esa misma fecha se redefinirán el amperio, el kelvin y el mol. Será un día de gran importancia para la ciencia. ¡¡¡Toda una fiesta!!!

Sara Dallarés
Sara DallarésRedactora